Alimentación y crisis: procesos de vulnerabilidad social, estrategias de afrontamiento y las respuestas que se articulan en la ciudad de Barcelona

La crisis económica, que se inició en España en el año 2008, ha tenido un impacto importante en todas las esferas de la vida social y en el bienestar de los individuos y familias. En este contexto de precarización económica, el 4% de la población española no tiene recursos suficientes para hacer frente a su alimentación básica diaria (Antentas y Vivas, 2014). La pérdida de la capacidad adquisitiva de las familias redunda, por tanto, negativamente en el acceso a la variedad de productos existentes, lo que incide, como apuntaremos, en las formas de elaboración alimentaria y en el consumo de los individuos. Analizaremos como las personas mayores, las familias monoparentales e inmigrantes negocian este contexto de (in)seguridad alimentaria en la ciudad de Barcelona, adoptando estrategias de afrontamiento (Egbe y Monserrat-Mas, 2014) diferenciadas a lo largo del proceso alimentario; como pone de manifiesto los resultados de la investigación que presentaremos. Abordaremos los itinerarios por los que atraviesan los individuos para la asunción y negociación de su proceso de descalificación social (Paugam, 2007) y las implicaciones que tiene para la persona la solicitud de ayuda fuera del núcleo familiar o vecinal; ya que las medidas de protección social articuladas para dar respuesta a esta situación todavía sostienen procesos de etiquetado y discriminación social (Sales y Marco, 2014). Del cuestionamiento de este modelo de ayuda alimentaria tradicional surgen nuevas prácticas no-dependientes que, desde un enfoque de derechos, contemplan la alimentación a partir de una perspectiva global y no reduccionista de las necesidades.


Video



Comentarios

Inicie Sesión aquí para comentar