Del monocultivo extractivo al recurso patrimonial y al producto turístico: una nueva perspectiva para comarcas mineras del carbón. El ejemplo del Bierzo.

Tras el cierre definitivo de las minas de carbón y la desconexión de las Centrales Térmicas en el noroeste español, el discurso histórico de su “corto” siglo XX está por realizar y debe incluir, sin duda, las transformaciones sociales y económicas derivadas del impacto que la industria extractiva y sus actividades auxiliares han tenido, así como las consecuencias que han producido sobre el territorio durante el periodo indicado. Por otra parte, la situación socioeconómica que viven hoy esas comarcas se identifica como una transición desde el monocultivo minero en torno al que giraba la gran parte de su actividad económica, con unos caracteres que han dejado una huella profunda, hasta la propuesta de nuevos modelos basados en criterios muy diferentes desde el punto de vista económico, social y medioambiental. En este contexto transicional, algunos recursos utilizados para la actividad extractiva e industrial pueden ser objeto de una transformación que los defina como recursos patrimoniales e, identificados como tales y puestos en valor socialmente, constituyan la base de productos turísticos capaces de coadyuvar a generar actividad en el marco de los modelos socioeconómicos que se persiguen. Con esta comunicación pretendemos analizar sucintamente, como estudio de caso, el de la comarca del Bierzo, en la provincia de León, territorio en el que un trabajo de análisis histórico y de propuesta de valorización de sus vestigios mineros e industriales, convertidos ahora en recursos patrimoniales, puede colaborar en su desarrollo como producto generador de actividad turística con impacto social positivo.  


Video



Comentarios

Inicie Sesión aquí para comentar